Logaritmos ¿Para qué? ¿Cómo surgieron?

Los logaritmos suelen daros muchos dolores de cabeza y entonces preguntáis para qué sirven, con la sospecha de que sólo os los explicamos para poner a prueba vuestra paciencia.

Pero no, como leeréis aquí los logaritmos fueron un avance muy importante en la Historia de las Matemáticas y aún hoy se utilizan en muchas disciplinas, como explican en este otro enlace.

Ya aprovecho y os dejo aquí sus importantes propiedades, que como se deducen de su definición (exponente de la potencia de base a que da un cierto número). Como veis, el logaritmo tiene la cualidad especial de convertir operaciones complejas en otras más sencillas: el producto en suma, la división en resta, las potencias en producto y las raíces en cocientes. ¡Por eso se hicieron tan famosos!

 

Anuncios

Paolo Ruffini

Paolo Ruffini (1765-1822) fue un matemático, profesor y médico italiano que descubrió una regla de cálculo que permite descomponer en factores y hallar algunas raíces de los polinomios.

Su padre era médico y Paolo estudió medicina, matemáticas, filosofía y literatura en la universidad de Módena. Después de graduarse continúo en la universidad como profesor de matemáticas primero y de medicina después.

Unos años más tarde, debido a la ocupación francesa de la región de Módena, tuvo que abandonar la docencia y se dedicó a la medicina. Ejerció como médico durante siete años, hasta que Napoleón fue derrocado y sus tropas se retiraron de tierras italianas.

Ruffini

En 1806 volvió a dar clase de matemáticas y seis años más tarde fue nombrado rector de la universidad de Módena.

Ruffini llegó a ser presidente del Instituto italiano de las Ciencias, pero no fue reconocido por los matemáticos de su época. Aunque logró demostrar varios teoremas importantes, ha pasado a la historia por haber descubierto la regla que permite hallar los coeficientes del polinomio que resulta al dividir polinomios cuando el divisor es un binomio de la forma x – a.

Fuente: Oxford Educación